lunes, 31 de diciembre de 2012

2013, allá voy.

No podría hacer un resumen rápido de este año. Mientras me llaman para una cena urgente y mi vestido está sin arreglar, puedo asegurar que Enero vino muy movido, seguido de unos meses de infierno por parte del instituto... Pero pude contigo, Selectividad, y ahora vivo en Málaga siendo de Jaén. Seguro que si tiempo atrás pudiera leer esto, estaría orgullosa de mi. Cada día es un reto, y cada sueño se acuerda de cada persona que me dedicó una sonrisa. Tengo poco que decir de mi verano, fueron ellos, mis focaccios los que lo protagonizaron, y este invierno malagueño que no deja que desear, y estas lágrimas que pese a los 18 siguen haciéndome fuerte hacen de él algo mejor. Mis dieciocho, mi 2012. Siempre lo voy a recordar con cariño.

Feliz año, blogguers, internautas o personitas que pasáis por aquí.


... Y un año más, feliz año para mi también. 

sábado, 29 de diciembre de 2012

Yo te siento siempre, siempre.

Se me acaban los finales, porque por más que lo intento yo no me acuerdo.


Últimamente vivo en el infierno, en un piso de alquiler.

miércoles, 26 de diciembre de 2012

258 entradas. 258 preguntas sin respuesta. Preguntas que fueron tomando forma, preguntas incómodas, preguntas irónicas. Preguntas, como todo en esta vida. ¿Y por qué las preguntas más tontas son las que más nos cuesta responder? Nos resulta más fácil elegir una opción entre 1000, que 1 entre 2. Seguiré sin entenderme...


Planeando muy despacio, consigo visualizar tus mejillas y tu cara... Me da por multiplicar los momentos buenos por las pesadillas. La misión es buscar la solución. Construyendo un pavimento convertido en un altar donde escondo a plazo fijo las yemas de súplica. Dile a los dioses que te lleven lejos, y después traspórtame a mi también a un lugar junto al sol donde pueda perderme en una nube de algodón, de alquitrán... Donde nadie nos ve, donde todo da igual.

sábado, 15 de diciembre de 2012